Higiene de manos

¿Por qué?

  • Las infecciones asociadas a la atención sanitaria son la primera causa de eventos adversos prevenibles en nuestros centros
  • La higiene de manos es la medida más eficaz para reducir las infecciones asociadas a la atención sanitaria y la transmisión de gérmenes multirresistentes. Puede llegar a disminuir en un 40% la prevalencia de infección
  • Un indicador  de la importancia y la  eficacia de esta sencilla medida en la prevención de cualquier infección asociada a la atención sanitaria es que la OMS ha considerado la higiene de manos como el primer reto mundial para mejorar la seguridad del paciente 

¿Cuándo?

  1. Antes de tocar al paciente
  2. Antes de realizar un procedimiento limpio/aséptico (al colocar una vía,..)
  3. Después de la exposición a fluidos corporales
  4. Después de tocar al paciente
  5. Después de tocar el entorno del paciente

¿Cómo?

De forma habitual, con productos de base alcohólica

Con agua y jabón si:

  1. Las manos  están visiblemente sucias o contaminadas  con sangre u otros fluidos corporales
  2. Después de usar el baño
  3. Se conoce o se sospecha que puede haber habido una exposición a patógenos potencialmente formadores de esporas (Clostridium difficile,..)