Posiblemente acabas de asistir a un episodio en urgencias como consecuencia del consumo de alcohol de tu hijo/hija adolescente.

Aunque ante esta situación como padres y madres podamos reaccionar de diferentes maneras: enfado, preocupación,… o incluso no dándolo importancia, ya que parece que les pasa a algunos jóvenes, puede ser un signo de que algo no va bien. El consumo de alcohol en menores de edad es un riesgo para su desarrollo como persona.

La educación de los hijos e hijas es una tarea compleja, que precisa dedicación, formación y en ocasiones ayuda profesional.

Aunque la adolescencia es un periodo en que los menores empiezan a buscar la independencia, la familia debe continuar desarrollando funciones de apoyo y supervisión, ajustadas a esta etapa evolutiva, distinguiendo normas negociables y flexibles, de límites que no deberían transgredirse porque ponen en riesgo el desarrollo saludable del menor (ej, consumo de alcohol u otras drogas) o atentan contra la estabilidad familiar (ej. violencia). Apoyo y afecto, comunicación y supervisión son elementos esenciales que padres y madres deben reforzar y adaptar en la educación de sus hijos/as adolescentes.

Te invitamos a realizar este test de consumo de alcohol. Recuerda que eres un modelo para vuestros hijos e hijas. Con este test anónimo puedes valorar el tipo de consumo de alcohol que tienes.

powered by Typeform

¿Necesitáis ayuda?

powered by Typeform