Si usted reconoce alguno de los síntomas antes mencionados deberá acudir a su médico para que determine la causa que los está produciendo.


Su médico le hará preguntas generales sobre su estado de salud, acerca de sus antecedentes médicos personales (consumo de tabaco, síntomas, etc..) y en ocasiones hasta familiares. Le realizará una exploración física auscultando sus pulmones. Puede que, en esa misma consulta, le pidan otros estudios complementarios, entre ellos un análisis de sangre y una radiografía de tórax.


Con estas pruebas se obtendrá un diagnóstico de sospecha. Se procederá, en primer lugar, a descartar o confirmar la presencia de un cáncer, y después determinar su extensión o estadio. A lo largo del proceso diagnóstico podrá verse sometido a diferentes pruebas y es importante que conozca algo sobre ellas:


TAC (Tomografía Axial Computerizada)


Permite ver los órganos internos a través de las imágenes que genera un ordenador conectado a una máquina de rayos XEste enlace se abrirá en una ventana emergente. Probablemente, deba de estar tumbado en una camilla y el escáner recorrerá la zona de exploración. En ocasiones se podrá complementar con contrastes para lo que le inyectarán una sustancia que permita resaltar bien la imagen de las estructuras pulmonares.


Broncoscopia


Es una técnica que consiste en la introducción de un tubo flexible con una cámara de video por la nariz o por la boca, a través de la garganta, hasta los bronquios para examinar los pulmones y las vías respiratorias. Ayuda a confirmar el diagnóstico ya que se pueden extraer muestras de tejido (biopsia), o células con aguja, cepillo, o mediante lavado. Como el procedimiento, aunque de corta duración, en ocasiones puede resultar incómodo, le facilitarán un anestésico sedante.


Citología del esputo


Se trata de analizar el tipo de células que contiene la expectoración del paciente, ya que al toser se desprenden y arrastran células de los bronquios que, en algunos casos, pueden ser cancerosas.


Toracocentesis


Consiste en analizar el tipo de células que contiene el líquido de la pleura. Para su extracción se usará una aguja larga que permita acceder a la cavidad pleural.


Punción- Aspiración con aguja fina


A través de una aguja delgada se extrae tejido o líquido del pulmón o de un ganglio linfático.


Toracotomía


Consiste en una incisión amplia en el tórax para extraer ganglios linfáticos o tejidos.


Además de completar el diagnóstico es importante identificar:


     a) La familia a la que pertenece el tumor (tipo histológico). Hay dos grandes grupos, cáncer de   

         pulmón de células pequeñas y el conocido como de células no pequeñas (engloba a

         epidermoides, adenocarcinomas, etc)


     b) El estadio, extensión, o etapa de desarrollo en la que se encuentra el tumor.


Ambos aspectos tienen implicación directa en el tratamiento y en el pronóstico de la enfermedad.


Estadios del cáncer de pulmón de células pequeñas (microcítico).


Estadios del cáncer de pulmón de células pequeñas (microcítico).


- Estadio limitado (enfermedad limitada): El cáncer se localiza en el pulmón y en los  tejidos vecinos.


- Estadio extenso (enfermedad extendida): El cáncer se encuentra en otros tejidos torácicos fuera del pulmón en el que empezó o en órganos distantes.


Estadios del cáncer de pulmón de células no pequeñas (no microcítico) 


- Carcinoma oculto: Las células cancerosas se encuentran en el esputo o en una muestra de

  secreciones respiratorias extraídas durante la broncoscopia.


- Estadio 0: se llama también carcinoma in situ, el tumor no ha invadido tejidos bronquiales profundos.


- Estadio IA: El tumor ya ha crecido y profundizado pero mide menos de 3 centímetros.


- Estadio IB: El tumor es más grande pero no se encuentran células cancerosas en los ganglios

  linfáticos vecinos.


- Estadio IIA: El tumor puede medir hasta 7 cm de diámetro o presentar células cancerosas en los

  ganglios linfáticos vecinos. 


- Estadio IIB: El tumor tiene alguna de las características siguientes:  
 

     - No se encuentran células cancerosas en los ganglios linfáticos vecinos, pero el tumor ha invadido

       la pared torácica, el diafragmaEste enlace se abrirá en una ventana emergente, la pleura, el bronquio principal o el tejido que rodea el corazón.


     - Se encuentran células cancerosas en los ganglios linfáticos vecinos y el tumor mide entre 5 y 7

       cm.


- Estadio IIIA: Aparecen células cancerosas en los ganglios linfáticos cerca de los pulmones y

  bronquios del mismo lado del tumor. El tumor puede invadir estructuras del tórax, pero si se

  operase se podría eliminar todo el cáncer. 


- Estadio IIIB: Aparecen células cancerosas en el lado opuesto al tumor. En esta etapa ya han podido

  afectarse los órganos vecinos, como el corazón, el esófagoEste enlace se abrirá en una ventana emergente o la tráquea, siendo imposible, en

  muchos casos, resecar el tumor por completo. 


Estadio IV: Pueden encontrarse tumores malignos en el otro pulmón, en la pleura, o bien células

  cancerosas en otras partes del cuerpo, como en el cerebro, las glándulas suprarrenales, hígado o

  huesos (metástasis).